→ Cómo ganar dinero con un blog ✓ Freddy Seo

→ Cómo ganar dinero con un blog ✓ Freddy Seo

 → Cómo ganar dinero con un blog ✓ Freddy Seo

Cómo ganar dinero con un blog - Creé mi primer blog a mediados de 2013. Al principio simplemente era un blog gratuito donde compartía mis reflexiones sobre desarrollo personal y, a pesar de todo el esfuerzo que le puse, durante los primeros 12 meses de vida del blog no vi ni un céntimo.
De hecho, estuve a punto de tirar la toalla en varias ocasiones.
Pero un buen día, mientras comprobaba desesperanzado mi cuenta por enésima vez, vi que acababa de ingresar dos euros gracias a la publicidad que había puesto en el blog. 
Aunque te parezca una cantidad ridícula, a mí me supo a gloria: por fin había demostrado que sí era posible.
Fue entonces cuando decidí tomármelo en serio, aprender sobre blogging y marketing digital e intentar convertirlo en un negocio online.
Tan solo tres años después, ya se había convertido en mi fuente principal de ingresos. Hoy genera cerca de 4.000 euros al mes de forma totalmente pasiva, lo que me ha permitido dejar mi trabajo, viajar durante 6 meses al año y empezar otros negocios online.
He aprendido mucho desde entonces. He encontrado formas de generar ingresos mucho más rentables que la publicidad, he llegado a ganar más de 8.000 euros.
→ Cómo ganar dinero con un blog ✓ Freddy Seo
Y te aseguro que tú también puedes ganar dinero con tu blog, tanto si solo aspiras a sacarte unos euros extra como si pretendes vivir exclusivamente de él.
Si estás dispuesto a intentarlo, en esta guía voy a revelarte la estrategia para crear un blog con potencial económico.
las 10 formas más eficientes de ganar dinero y varios ejemplos de blogueros que ya lo están consiguiendo. Es un artículo largo, pero merece la pena.

¿Cuánto dinero puedes ganar?

Primero, la pregunta que se hace mucha gente. Y la respuesta es depende.
Conozco blogs sobre desarrollo personal que rondan los 1.000 euros mensuales, pero también hay blogueros sobre viajes o negocios online que facturan más de 30.000 euros al mes vendiendo videocursos o recomendando productos de terceros.
Al fin y al cabo, un blog es solo una plataforma donde alguien comparte contenidos y establece una relación con sus lectores. A partir de ahí existen infinidad de formas de monetizarlo.
Unas requieren menos trabajo de poner en marcha, como la publicidad, y otras más, pero generalmente el potencial económico de un blog suele venir determinado por dos aspectos:
  • La temática.
  • Tu dedicación.

La temática es clave

No es cierto el mito de que cuantas más visitas tenga un blog, más ingresos. Existen blogs muy pequeñitos que facturan cifras astronómicas porque están en sectores donde la publicidad paga muy bien (como por ejemplo trading o ganar dinero online) o porque se han construido una reputación entre sus lectores y ofrecen servicios muy caros.
Por norma general, cuanto menos impacto sobre la vida de alguien pueda tener la temática de ese blog, más visitas necesitará para ganar una cifra decente. Un ejemplo son las webs de noticias virales tipo El Mundo Today. Pero un blog sobre salud o emprendimiento probablemente necesite muchas menos.

Vas a tener que esforzarte

El esfuerzo que estés dispuesto a invertir también es una parte fundamental de la ecuación.
Libros como la Semana laboral de 4 horas de Tim Ferris han popularizado la idea de que ganar dinero con un blog es algo totalmente pasivo. Lo creas, escribes de vez en cuando, y te olvidas.
Pero no es oro todo lo que reluce. Conozco muchos blogueros profesionales (me incluyo) que tienen que trabajar incluso los fines de semana. ¡Aunque por lo menos lo hacen en algo que les gusta!
Ten presente que para ganar dinero vas a tener que invertir muchas horas, especialmente al principio. Mantener un blog no es nada pasivo: si te relajas, te arriesgas a que la competencia te supere y te entierre en las profundidades de Internet.
Y es que hoy en día Internet es mucho más competitivo que hace unos años. Aunque el potencial de ingresos es mayor porque la gente ha perdido el miedo a comprar online, también es más complicado ser visible.
Dicho de otra forma: hoy cuesta más trabajo ganar dinero, pero también puedes ganar mucho más.
Según mi experiencia después de crear varias webs y hablar con muchos blogueros, con una buena temática y dedicándole el tiempo adecuado, al cabo de un año podrías estar generando entre 300 y 2.000 euros al mes. Pero insisto: depende.
Lógicamente, si solo quieres ganar un extra cada mes no tendrás que dedicarle tanto esfuerzo como si tu objetivo fuera vivir de tu blog. Pero para vivir de él deberás estar dispuesto a sacrificar gran parte de tu tiempo libre.

Las 10 mejores formas de ganar dinero con un blog

A continuación encontrarás las 10 formas más eficientes para ganar dinero con un blog. A menudo podrás combinar varias de ellas, pero la clave es elegir las que mejor se ajustan a tu proyecto.
  1. Publicidad.
  2. Marketing de afiliación.
  3. Venta de productos físicos.
  4. Venta de productos digitales.
  5. Servicios.
  6. Donaciones.
  7. Directorios profesionales.
  8. Foros privados.
  9. Vender tu blog.
  10. Oportunidades laborales.
→ Cómo ganar dinero con un blog ✓ Freddy Seo
Según tu temática y el perfil de tus lectores, monetizar tu web de una forma u otra puede darte resultados radicalmente opuestos. He visto blogs con 2.000 visitas al día generando 3.000 euros mensuales con productos propios y afiliación, y otros con 10.000 visitas que no facturaban ni 500 euros.

1. Publicidad

Monetizar con publicidad de terceros sigue siendo una de las formas preferidas para muchos blogueros por su sencillez.
Aunque existe la creencia de que con publicidad no es posible conseguir altos ingresos, generalizar así no es correcto: depende de la temática de tu blog y su volumen de visitas.
Por ejemplo, un blog sobre trucos para ahorrar seguramente consiga menos ingresos que otro sobre inversiones financieras, porque su audiencia no estará demasiado predispuesta a gastar dinero en nada.
Existen muchas formas de publicidad, pero las más populares son AdsenseCPA y los anunciantes privados.

Adsense (PPC).

Se trata de la red de publicidad PPC de Google, la mayor del mundo.
Adsense debe su popularidad a su sencillez, facilidad de implementación y cantidad de anunciantes. Simplemente te das de alta aquí, y una vez Google haya aprobado tu solicitud ya puedes empezar a poner anuncios en tu blog insertando un pequeño código.
PPC son las siglas de Pago Por Clic, lo que significa que cada vez que un lector clique uno de estos anuncios en tu blog, tú recibes dinero.
Además, con Adsense tú no eliges qué tipo de anuncios van a aparecer en tu web: Google se encarga de hacerlo automáticamente según el tema y el perfil del lector.
Generalmente, esto es una ventaja. Google tiene mucha información sobre tus lectores, y les muestra los anuncios más relevantes para cada uno de ellos. Eso te permite:
  • Maximizar el dinero que puedes ganar con la publicidad, porque cuanto más relevante y específico es un anuncio, más posibilidades de que el lector haga clic en él.
  • No tener que contactar directamente con ningún anunciante, ya que potencialmente puede aparecer cualquiera que esté asociado a Adsense.
  • Que los anuncios no parezcan forzados. Al estar personalizados para tu lector y temática, se integran de forma bastante natural en tus artículos.
Para saber qué potencial tiene tu temática con Adsense, puedes usar el Planificador de palabras clave. Introduce ahí tu temática general o un artículo en concreto y fíjate en el número de búsquedas y las pujas de los anunciantes.
Las pujas son cuánto están dispuestas a pagar por cada clic las empresas que se anuncian. Una parte te la quedas tú (sobre el 40%), y la otra Google, así que cuanto mayor sea las puja, más dinero podrás ganar con este tipo de publicidad.
Por ejemplo, si creases un blog con contenidos sobre inteligencia emocional en niños, cada clic de tus lectores te generaría entre 0,11 (el 40% de 0,28) y 0,65 euros (el 40% de 1,63). Esto es un promedio de 0,38 euros por clic.
El porcentaje de lectores que hacen clic sobre un anuncio suele estar entre el 1 y 2%. Por lo tanto, si tuvieras dos mil páginas vistas al día, el cálculo de ingresos mensuales con Adsense sería el siguiente:
  • 60.000 páginas vistas/mes x 1,5% clics x 0,38 euros –> 342 euros/mes
La clave para ganar una buena suma con Adsense es tener un blog sobre una temática que se pague muy bien, como por ejemplo formación ejecutivafinanzas salud, o en una menos rentable pero capaz de atraer un volumen enorme de visitas.
Por este motivo suele ser más útil para webs informativas que ofrecen contenidos generales sobre un tema en concreto, como salud, animales o psicología, porque esto les permite atraer centenares de miles de visitas al mes.
Para un blog, Adsense es una forma muy sencilla de ganar un dinero extra cada mes, pero seguramente no es lo que te va a permitir vivir de él.
En habilidadsocial.com decidí utilizar Adsense solo en aquellas páginas que recibían tráfico poco cualificado. Es decir, donde la mayoría de lectores son curiosos que probablemente no terminen comprando ninguno de mis productos.
Como se trata de artículos demasiado generales, el CPC (lo que gano por clic) es bajísimo, de 0,03 €. Podría ganar más optimizando la posición de los anuncios o insertándolos en artículos donde la puja fuera más alta, pero aún así me da entre 80 y 100 euros mensuales que me permiten algún capricho 🙂

CPA (Coste Por Acción)

En la publicidad CPA el anunciante no te paga cuando el lector hace clic en el anuncio, sino cuando realiza una acción adicional, como puede ser rellenar un formulario de suscripción para recibir más información o apuntarse a un sorteo.
Lógicamente, la efectividad de esta publicidad es menor, porque además de hacer clic en el anuncio de tu blog el lector deberá hacer algo más en la página donde aterrice. Pero por eso mismo las comisiones son mucho más altas.
Las empresas que ofrecen publicidad por CPA suelen ser compañías de seguros o empresas de citas online. Cuando pones tus datos te envían una cotización personalizada o varios potenciales pretendientes para incentivarte a que termines contratando sus servicios.
Existen muchas empresas que ofrecen CPA, aunque muchas de ellas van cerrando ya que a veces incentivan prácticas poco éticas (como cuando una web te obliga a poner tu número de teléfono para acceder a un determinado contenido y luego revende esa información). Algunas opciones más recomendables actualmente son Peerfly o Toroadvertising.

Reseñas patrocinadas

Sería el equivalente de los publirreportajes en los periódicos, y aunque es publicidad indirecta, no deja de ser publicidad.
Cuando tu blog tenga cierta visibilidad, algunos anunciantes te contactarán para ofrecerte dinero o productos gratis a cambio de que escribas un artículo sobre alguna de sus novedades.
También existen plataformas como Coobis que ponen en contacto blogueros y empresas que quieren contratar estas reseñas patrocinadas para sus productos.
Allí tendrás que especificar la temática de tu blog, número de visitas al mes y condiciones económicas. Cuando alguna empresa quiera contratarte una reseña recibirás un email con toda la información necesaria.
Este tipo de reseñas suelen pagarse entre 20 y 500 euros según la temática y tráfico del blog. Puedes hacerlas ocultas, como si surgieran de ti de forma natural, o especificar claramente que es un artículo patrocinado.
 Depende de lo que hayas indicado al darte de alta en ese tipo de plataformas.

2. Marketing de afiliación

En realidad, el marketing de afiliación no deja de ser una forma de CPA donde la acción es comprar. Así, ganarás dinero cada vez que un lector compre uno de los productos que recomiendas.
Junto a Adsense, es una de las formas de monetización preferida por muchos blogueros por su simplicidad. No necesitas crear ningún producto propio y te beneficias recomendando productos de terceros.
Existen empresas que ofrecen sus propios programas de afiliación, como Amazon, y otras como FNAC o PcComponentes están integradas dentro de redes de afiliación con muchos más anunciantes, como Shareasale y Awin. Su funcionamiento es similar:
  1. Te registras en el programa de afiliación de esa empresa y esperas la aprobación de tu sitio web.
  2. Buscas el producto que quieres promocionar y obtienes un enlace especial con tu identificación (ID) de afiliado.
  3. Incluyes esos enlaces en tu blog cuando hables de ese producto en cuestión.
  4. Cuando un lector hace clic en ese enlace es redirigido hacia la página de venta del producto. Si lo termina comprando, tú te llevas una comisión.
  5. Una vez hayas llegado a un mínimo de comisiones, la empresa te ingresa en tu cuenta el dinero que hayas generado cada mes.
El importe de la comisión depende de la empresa y el tipo de producto. Por lo general, cuanto más barato sea, menos comisión. Amazon se mueve entre el 3 y el 10% para sus productos, mientras que Clickbank ofrece entre el 30 y 70% para sus productos digitales.

Amazon afiliados

Si te interesa, te recomiendo que eches un vistazo a este post sobre Amazon Afiliados donde explico paso a paso como consigo facturar más de 2.000 euros al mes con este sistema.
Ingresos mensuales Amazon
Amazon es, probablemente, la plataforma de afiliación más popular del mundo. Y mi favorita. Como tiene de todo, desde vasijas hasta ebooks, puedes recomendar casi cualquier producto que se te ocurra.
La afiliación con Amazon consiste en recomendar productos de un nicho específico para que tus lectores u otros internautas hagan clic en tus recomendaciones, sean enviados a Amazon y lo compren.
Por ejemplo, si tuvieras un blog sobre dibujo gráfico podrías hacer un artículo recomendando tabletas gráficas. O si tuvieras otro sobre cocina, recomendar ollas exprés y ganar comisiones cuando la gente comprase una.
La parte negativa es que Amazon solo te atribuye las ventas durante las 24 horas posteriores al clic y tampoco ofrece comisiones demasiado altas, como puedes comprobar en la siguiente tabla:
Comisiones Amazon Afiliados
Sin embargo, su tasa de conversión (el porcentaje de gente que termina comprando) es de las más altas del mundo. Además, te da una comisión sobre TODO lo que compra el cliente, no solo el producto que has recomendado. 

Clickbank

La afiliación no solo consiste en vender productos físicos. También puedes vender productos digitales como cursos online o software.
Clickbank es una popular red de afiliación que actúa como un mercado donde los anunciantes presentan sus productos y los blogueros como tú seleccionan los que les interesa promocionar.
Por ejemplo, si tuvieras un blog sobre dieta y vida sana podrías buscar en Clickbank cursos online para adelgazar que parecieran de confianza (lo ideal es hacerlos primero para validar su calidad).
Luego podrías recomendar este curso en tu blog con un enlace de afiliado, ganando comisiones por los lectores que se inscribieran a él.

Afiliación con otros blogueros

Otra opción bastante efectiva es ponerte en contacto con otros blogueros que tengan productos digitales, como videocursos, y ofrecerte para venderlos en tu propio blog.
A ellos no les cuesta nada más que darte de alta como afiliado en alguna de las plataformas que estén usando, como Hotmart o Sendowl. Las comisiones rondan el 50% y suelen ser productos caros.
Si tienes una audiencia fiel y le recomiendas un producto de otro bloguero conocido, seguramente consigas varias ventas con poco esfuerzo. Cuando en habilidadsocial.com he enviado un email a mis suscriptores recomendado algún curso porque estaba de oferta, he logrado facturar más de 700 euros en una semana.
Ingresos afiliacion
Lógicamente, lo ideal es que el producto sea relevante para tus lectores. 
Y es que no me canso de ver blogueros de desarrollo personal vendiendo los videocursos de marketing de sus mentores.

3. Venta de productos físicos

Vender productos físicos a través de tu blog es otra excelente forma de generar los ingresos, ya que el margen será mayor que con la afiliación o publicidad y no estarás tan limitado al volumen de visitas que tengas.
Eso sí, no en todos los blogs tiene sentido vender productos.
Si tienes una marca personal muy fuerte, seguramente haya quien quiera comprarte merchandising o libros. De lo contrario tendrás poco éxito.
Pero el mayor inconveniente es que, por norma general, tú te vas a tener que ocupar de almacenar los productos y realizar los envíos, lo que supone un coste asociado e impide que esta forma de monetización pueda convertirse en un ingreso automático (que es lo verdaderamente interesante de los negocios online).

Libros impresos

Muchos blogueros venden su propio libro auto-publicado a través de su web. Esto les da un muy buen margen, pero como te comentaba, también deben ocuparse de los envíos.

Productos de terceros

También puedes utilizar tu blog como plataforma para vender productos producidos por otros. Compras el producto a un fabricante, tienes un stock, y lo vendes a un precio superior.
Últimamente se ha popularizado el sistema dropshipping, donde tú recoges el pedido a través de tu web, pero no te encargas ni de la gestión del stock ni de hacer los envíos. 
Simplemente llegas a un acuerdo con un fabricante para que lo haga él a cambio de una comisión. De esta forma te ahorras trabajo y quebraderos de cabeza.
Hay empresas (sobre todo chinas) que te permiten personalizar la marca y logo del producto si les haces pedidos de un buen número de unidades.
 Así puedes vender productos fabricados por otro bajo tu propia marca.

Cursos online

Seguramente la forma de monetización más lucrativa que existe hoy en día, porque una vez creado un curso online te cuesta lo mismo vender uno que doscientos. Apenas tiene gastos de creación y ninguno de distribución.
Un curso online puede estar en formato de vídeos o documentos descargables, y si lo unes a un sistema de ventas automatizado, como una secuencia de emails a través de Mailchimp o Active Campaign, puedes crear un ingreso pasivo muy, muy interesante.
Por ejemplo, cada vez que alguien se suscribe a mi blog de desarrollo personal se activa una secuencia de emails. Los primeros días le llegan correos con información de valor gratuita para construir confianza, y al cabo de una semana recibe un email presentando el videocurso premium por si quiere inscribirse.
De esta forma consigo facturar en piloto automático un promedio de 1.000 euros semanales. ¡No está mal!
→ Cómo ganar dinero con un blog ✓ Freddy Seo
Existen cursos online de casi cualquier temática que se te ocurra. El único requisito es que sea capaz de solucionar un problema de tu audiencia, ofrecíendole aquello por lo realmente estaría dispuesta a pagar.
Otra gran ventaja de los cursos es que te permiten poner precios bastante altos: la gente no está acostumbrada a pagar más de 25 euros por un libro, pero sí que acepta gastarse entre 50 y 200 euros por un curso de formación. Incluso he visto algunos de 2.000 euros.
¡Pero ojo! No es fácil crear y vender un curso online. Ha varios factores implicados:
  • Necesitas una audiencia con la que hayas establecido una relación de confianza (¡de ahí la importancia de la lista de correo!)
  • Debes ofrecer exactamente lo que tu público objetivo necesita
  • Te harán falta conocimientos de marketing para crear la necesidad de adquirir tu producto
  • Necesitarás herramientas digitales para automatizarlo
A pesar de todo este esfuerzo, si lo haces bien te dará muchas satisfacciones y ofrecerás un excelente servicio a tus lectores.

Áreas exclusivas en tu blog

También puedes proteger ciertas áreas de tu blog y ofrecer allí contenidos exclusivos bajo una suscripción mensual.
Esta es una estrategia típica de algunos periódicos digitales que solo te dejan acceder a todo el contenido si eres suscriptor de pago, pero ya hay varios blogs que la están usando.
Por ejemplo, el blog de Marie Haynes tiene un área privada donde cada dos semanas publica un boletín con información exclusiva sobre SEO por 18 euros al mes.
Esta estrategia es ideal cuando tienes un blog sobre una temática donde hay cambios constantes, como redes sociales o marketing digital, porque un curso online podría quedar desfasado rápidamente.

5. Ofrecer tus servicios

Una vez hayas establecido cierta autoridad con tu blog, ofrecer tus servicios es una de las formas más rápidas de empezar a ganar dinero.
Tan solo debes pensar en los servicios que podrías ofrecer y su formato. Si tuvieras un blog de fotografía, podrías vender tus honorarios como fotógrafo presencial. En el caso de un blog sobre desarrollo personal, podrías ofrecer sesiones de coaching vía Skype o e-mail.
La clave es posicionarte como un experto con los contenidos que publiques. Con el tiempo tú mismo irás aumentando tus conocimientos, y al final encontrarás a mucha gente dispuesta a pagar por tus servicios o asesoría.
La contrapartida es que no es un sistema nada pasivo. Cada nuevo cliente que consigas supondrá un ingreso, pero también te obligará a una fuerte dedicación por tu parte, limitando la cantidad de clientes que puedas tener.
Estas son varias formas de ofrecer tus servicios con un blog:
  • Conferencias y talleres
  • Asesoría vía Skype o email
  • Asesoría presencial
  • Proyectos personalizados de diseño o programación
  • Webinars (seminarios online) en grupo
  • Redacción de contenidos
  • Traducción de contenidos
  • Clases online
  • Edición de vídeo o fotos
  • Analítica web
  • Proyectos de posicionamiento en buscadores (SEO).
Debes elegir y centrarte. Según tu temática y contenidos existen redes sociales más adecuadas que otras, como por ejemplo:
  • Contenidos visuales (blogs de fotografía o viajes): Instagram y Facebook.
  • Contenidos para profesionales: Linkedin y Twitter.
  • Contenidos de desarrollo personal: Facebook y Twitter.
  • Contenidos de salud: Facebook e Instagram.
Los grupos de Facebook o Linkedin son como los foros: oportunidades de poner tu contenido frente los ojos de un público interesado. Simplemente asegúrate de aportar valor y no caer en el spam, o durarás poco.

 OPTIMIZA TU SEO (SEARCH ENGINE OPTIMIZATION)

El SEO consiste en lograr que tus artículos sean lo más visibles posible dentro de los buscadores de contenidos como Google o Ping.
Si logras que tus artículos aparezcan en las primeras posiciones de estos buscadores cuando la gente realice una consulta, te asegurarás un flujo de visitas constante (y gratuito).
→ Cómo ganar dinero con un blog ✓ Freddy Seo
En la mayoría de mis proyectos este es el principal canal de tráfico. Podría escribir durante horas sobre SEO, pero te lo resumo en las tres claves principales para lograr visibilidad:
  • Crea contenidos que satisfagan la intención de búsqueda del usuario
  • Cuida tu SEO on-page haciendo un buen uso de las palabras clave, títulos e imágenes
  • Consigue que otras webs enlacen tu blog o artículos, y enlaza tus propios contenidos en tus artículos para derivar tráficoANUNCIOS DE PAGO
Pagar para obtener tráfico en los buscadores o las redes sociales también es una opción de conseguir visitantes interesados, porque te permiten segmentar exactamente a qué tipo de personas quieres que se muestren.
Además, los anuncios de pago tienen dos ventajas:
  • Te permiten obtener resultados mucho más rápido que con el posicionamiento orgánico (SEO), puesto que este requiere de tiempo para ser efectivo.
  • Cada vez el alcance orgánico de las publicaciones en redes sociales o Google es menor, por lo que no es extraño que los anuncios de pago estén cobrando cada vez mayor importancia.
Para que los anuncios tengan un buen retorno de la inversión, asegúrate de que estás atrayendo público objetivo cualificado, es decir, con potencial de invertir para solucionar su problema.

5. Crea una lista de correo

Una vez consigas atraer lectores a tu blog, deberás fidelizarlos para que sigan leyendo e interaccionando con tus contenidos.
De lo contrario, la inmensa mayoría llegarán, leerán un artículo y no regresarán jamás. No porque no les interese, sino porque están saturados de información. Debes ponérselo fácil y hacerles llegar tus contenidos en lugar de esperar a que vuelvan a encontrarte.
La mejor forma es crear una lista de suscriptores por email. Para motivar a tus lectores a que se suscriban a tu lista de correo, probablemente deberás ofrecerles algo a cambio, como por ejemplo:
  • Un curso por email
  • Una serie de videos exclusivos
  • Un ebook
  • Un descuento especial
Una lista de suscriptores te permitirá mantener mayor frecuencia de contacto con ellos, lo que generará mayor confianza y te ayudará a posicionarte como un experto en el tema.
Además, en tu lista de suscriptores reside el verdadero potencial económico del blog, porque te permitirá presentarles por email servicios de pago. ¡Recuerda que son lectores que ya han demostrado interés por tus contenidos!

6. Monetiza tu blog

Una vez tengas tus contenidos y hayas construido una audiencia, monetizar tu blog es el siguiente paso natural.
Digan lo que digan, no existe una forma mejor que otra para ganar dinero con un blog. Depende de la temática, la demanda, el perfil de tus lectores y el esfuerzo que estés dispuesto a dedicarle.
En cualquier caso, vas a necesitar mucha constancia.
Hoy en día es casi imposible empezar a ganar dinero con un blog hasta que no hayan transcurrido varios meses, así que debes estar dispuesto a seguir trabajando en él incluso cuando lleves más de un año sin ver un euro.
La mayoría de blogueros hemos empezado igual, dedicándonos a nuestro blog por pura afición. Y es precisamente el hecho de no marcarnos metas económicas lo que nos ha permitido seguir adelante incluso cuando no obteníamos resultados.
Si no estás dispuesto a pasar por el mismo camino, estarás comprando muchos números para terminar abandonándolo. Pero si perseveras, te aseguro que un blog puede cambiarte la vida 🙂
Espero que este artículo te haya ayudado a entender las distintas formas de ganar dinero con un blog. Cada una de ellas tiene sus ventajas e inconvenientes, pero generalmente, cuanto más esfuerzo requieran, más dinero podrás conseguir.
En cualquier caso, monetizar un blog para que se convierta en una fuente de ingresos estable es una carrera de fondo. No lo vas a conseguir en un mes ni en dos, así que ármate de ganas y de paciencia, piensa bien tu estrategia, ¡y no lo demores más!
Y tú, ¿qué método vas a usar para ganar dinero con tu blog?